domingo, 13 de octubre de 2013

Gravity

Una de las cosas mas emocionantes que te puede pasar cuando ves una película es que te cuente o te muestre algo que no habías visto, o te lleve algún lugar en el que ni siquiera habías pensado estar nunca. A veces basta con que le de una nueva perspectiva a algo que ya existía, una nueva mirada a algo que ya creíamos habitual y no nos impresionaba ya.



Gravity es esa nueva mirada, ese nuevo plano diferente donde Alfonso Cuaron ha puesto su cámara para mostrarnos el espacio de una forma nueva. Es el mismo sitio donde hemos estado muchas veces en otras películas, pero aquí parece distinto, mas bonito e incluso mas aterrador.

La trama cuenta la aventura de unos astronautas a los que les pasan muchas cosas, no voy a contar mas para no estropear mucho el misterio.





Hay que hablar del 3D, porque nos guste o no, al parecer esta aquí para quedarse bastante rato e ignorarlo seria un error. Como demuestran grandes películas recientes como La Invención de Hugo o la primera parte de El Hobbit el 3D no solo ha mejorado mucho, sino que con la tecnología de hoy en día se pueden hacer maravillas. En Gravity el 3D es absolutamente real, en ningún momento hay sensación de irrealidad o de que se está viendo algo raro a través de unas gafas, la imagen es perfecta y te sumerge en la película desde el minuto uno. Claro que eso también es mérito de las increíbles imágenes que pueblan toda la película.
Este pequeño y a ratos angustioso viaje interior no da ni un respiro, y cuando lo da uno esta tan metido e identificado con el personaje de la película que no esperas el siguiente golpe. Eso hace que los 90 ajustados y precisos minutos sean una montaña rusa emocional que nos hace aguantar la respiración durante la mayor parte del metraje.

Sandra Bullock esta genial y no me extrañaría que volvieran a premiarla con al menos una nueva nominación a los Oscar. Gavity es una excelente película, muy bien dirigida, emocional, angustiosa y que te llevara a un sitio donde no has estado nunca.