domingo, 17 de enero de 2010

La hora de Jose Mota

La pasada Nochevieja pudimos ver en La 1 lo mejor de las Navidades televisivas, que fue el especial de Jose Mota. El especial no se diferenciaba mucho de los habituales programas de La hora de Jose Mota, pero si que es verdad que se notaba un aumento de la mala leche. Algo que siempre se ha dejado ver en su humor pero que a veces quedaba oculto detrás de demasiadas coletillas. Este viernes La 1 estreno la segunda temporada del programa y aunque tengo que confesar que no me acorde de verlo y he tenido que hacerlo luego on line, también tengo que decir que me he reído mucho. Hablando de eso, la Web de Television española esta muy bien para ver sus programas on line.

Jose Mota puede tener un humor muy particular, pero sin duda muy facil y complice para la mayoría de espectadores. Pero por encima de todo, de lo que realmente disfrute yo es de ese puntito de mala leche que ha subido de nivel, de esas puyas que se lanzan como quien no quiere la cosa, pero ahí están. Me gusta, ahora solo falta que no me olvide de verlo cuando lo hacen.





Y cambiando totalmente de tema, una mala noticia, al menos para los que creíamos que el virus G-20 había terminado. Según he podido leer en Vaya Tele el programa de Risto Mejide solo estaba siendo reparado (innecesariamente a mi entender) y vuelve a la parrilla. Al parecer tendremos sesión semanal los domingos, seguramente sustituyendo al Debate de Gran Hermano, y una especie de “sesión golfa” los miércoles por la noche.

Espero, de verdad, que no dure mucho y que lo acaben quitando porque es uno de los programas mas dañinos y menos interesantes que se pueden ver en la pantalla desde hace mucho tiempo (casi supera a El Hormiguero). Pero de momento la demagogia y la estupidez están de enhorabuena.